Inauguran Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles

Este lunes fue la inauguración del Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles (AIFA), donde el presidente de México Andrés López Obrador llegó en compañía de su esposa Beatriz Gutiérrez Mueller, el secretario de la Defensa, Luis Cresencio Sandoval y el gobernador del Estado de México, Alfredo del Mazo para la ceremonia de inauguración.

En dicha ceremonia, el secretario de la Defensa Nacional, Luis Cresencio Sandoval, agradeció la determinación del presidente para otorgar a las fuerzas armadas la materialización de diversas obras en beneficio de México. “Quiero expresar mi sincero reconocimiento al cuerpo de ingenieros militares que a base de empeño y vocación de servicio lograron terminar este complejo”, resaltó. 

El general también destacó que la encomienda para que las fuerzas armadas edificaran el AIFA no fue producto de la improvisación, pues la institución ha realizado diversas obras como carreteras, hospitales, planteles educativos, bases aéreas, unidades habitacionales y estancias infantiles en diversos estados del país, así como el tiempo que se llevó materializar dicha obra, “con 29 meses de trabajo que contribuirán al crecimiento y al desarrollo de México”.

También en el AIFA se realizó exitosamente un vuelo inaugural en el avión Embraer 190 de Viva Aerobús a las 6:50 horas de Santa Lucía rumbo al estado natal de López Obrador. Así mismo en su primer día oficial de operaciones se recibió el primer vuelo, la aeronave de la empresa del caballero águila, el primero en aterrizar, previo a la ceremonia oficial de inauguración, y fue recibido con chorros de agua debido a la tradición conocida como “baño de avión” y como parte de los protocolos de inauguración.

El “baño de avión” es también conocido como “arco de agua” o “cortina de agua” y es una ceremonia que desde tiene lugar en el mundo de la aeronáutica desde hace mucho tiempo, su finalidad es ofrecer la bienvenida o desear buena suerte, como es el caso del vuelo de Aeroméxico. Consiste en lanzar dos chorros de agua a cierta altura, suficiente para cubrir un avión, y que las aeronaves pasen en medio de ellos, los cuales forman una especie de arco o cortina. 

Por lo que el presidente fue apapachado por sus simpatizantes y las miles de personas que acudieron al AIFA, quienes lo ovacionaron al unisono de “Es un honor estar con Obrador”, corearon. “¡Sí se pudo, sí se pudo!”, es otra de las frases que clamaron los presentes.

Entradas relacionadas

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.