Panorama adverso temen vivir abuelitos del sur de Tamaulipas y norte de Veracruz ante el coronavirus

Por Cynthia Gallardo

Incierto y angustiante se observa el panorama para cientos de adultos mayores que viven «al día» en la región, entre el sur de Tamaulipas y norte de Veracruz quienes no quieren ser «una carga» para sus hijos.

Trinidad Zárate Güijara de casi 74 años de edad, residente de Pueblo Viejo, Veracruz que padece de hipertensión y dolor de piernas es una de las mujeres de edad avanzada que no pudieron quedarse en casa al salir a cobrar el pago de la pensión que adelantó el gobierno federal, para lo que debió cruzar por lancha acompañada de una amiga, pues su esposo de 84 años ya no puede acompañarla.

«No pues bien canijo para todos porque tengo hijos pescadores que me ayudan pero ahorita no hay ni pesca, no hay nada y ellos también tienen hijos, tienen su esposa. Le digo que yo con lo que cobro con eso es con lo que estoy pasándola ahorita», comenta.

Cuestionada sobre si el recurso otorgado por la federación frente a la contingencia sanitaria le alcanzará, la afligida mujer respondió: «Pues solamente Dios sabe, esperamos que sí verdad porque no nos podemos quedar sin comer, .con mi esposo, mis hijos también trabajan».

Manifestó que para lograr obtener un poco más de recursos se dedica a la venta de artículos por catálogo, que sólo realiza en el municipio de Pueblo Viejo, Veracruz y ante el exhorto de las autoridades para que la población mayor a 60 años se quede en casa; expresó que camina en su colonia para la venta, cobro y entrega de los productos.


Entradas relacionadas

Comparte tu opinión con el mundo...

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.